COLIMA, Col., 21 de julio de 2021.- Después de manifestar que existe, al interior del gobierno federal, principalmente en la Secretaría de Comunicaciones y Transporte (SCT) preocupación por los constantes accidentes que se registran en la carretera federal Colima-Manzanillo, el director general del Centro SCT en Colima, Guido Mendiburu Solís, aseveró que lamentablemente que para que se registren estos percances, es el factor humano.

Enfatizó que hay preocupación por estos accidentes que se dan principalmente en el tramo de La Salada, por lo que en conjunto con la Guardia Nacional se han tomado varias acciones, se refuerza la vigilancia por parte del batallón de Caminos, y como SCT se está reforzando el señalamiento.

Además, en conjunto con el gobierno del estado se están colocando unos arcos para medir velocidad.

“Según las estadísticas que tiene la Guardia Nacional las causas principales de los accidentes se deben a causas humanas y después vienen las mecánicas. En lo que va del año no habido un solo accidente que sea por la infraestructura carretera, es todo quiere decir que el problema no es la carretera”, mencionó.

El problema, reiteró, es el factor humano, principalmente de los operadores de transporte pesado, quienes a veces se encuentran cansados y a veces por tener un tiempo de entrega de la mercancía no descansan tal y como lo marca la Norma 80 que señala que tienen que hacer un tiempo de conducción y un tiempo de descanso.

Como SCT precisó el funcionario federal, se llevan a cabo operativos de revisión de carga, peso, y se revisan las condiciones físicas de la unidad, documentación requerida tanto del automotor como de la carga, contándose con el apoyo de la Guardia Nacional.

Aunque reconoció que lamentablemente cuando se instalan estos operativos, no pasan todas las unidades que deberían, se detienen y se esperan a que se retire el retén. “Nosotros como secretaría no estamos facultados para que sobre carretera hacer detenciones o parar un vehículo, eso le corresponde a la Guardia Nacional”.