COLIMA, Col., 6 de febrero de 2019.- La capital colimense y Manzanillo están considerados como prioritarios para el combate de la inseguridad, una vez que son “zonas con alta incidencia delictiva”

El plan de acción de las secretarías de la Defensa Nacional (Sedena), de la Marina Armada (Semar) y Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) dividieron al país en regiones para el combate de la inseguridad, en cuyas zonas son calificadas con nivel alto, medio y bajo nivel.

Colima y Manzanillo se encuentran “en las regiones del país con alta incidencia delictiva donde serán desplegados bloques de 600 efectivos”.

En las regiones de nivel medio, serán desplegados 450 elementos, y en las de nivel bajo, 300.

La Guardia Nacional entrará en funciones oficialmente hasta octubre, con un estado de fuerza inicial de entre 20 y 22 mil elementos del Ejército, la Marina Armada de México y la Policía Federal (PF).

Las dependencias clasificaron 153 municipios como los más violentos, entre los que destacan Tijuana, Los Cabos, Colima, Ciudad Juárez, Manzanillo, Apatzingán, Ecatepec, Chilapa de Álvarez, Zapopan, Culiacán, Reynosa, Nuevo Laredo y Xalapa, entre otros; 54 con un nivel medio y 59 con uno bajo.

Los más de 20 mil efectivos que conformarán la Guardia Nacional en su inicio serán entrenados en instalaciones de la SSPC y Semar.

Una vez que se despliegue por el país el primer bloque, se ampliará la cobertura de 150 a 200 regiones con la incorporación, para 2020, de 20 mil elementos adicionales, hasta llegar a los 50 mil que el gobierno federal tiene contemplados para este cuerpo de seguridad.

“El objetivo de la Guardia Nacional es precisamente este estado de fuerza, de tal manera que en el transcurso de los primeros tres años tengamos capacidad para tener elementos permanentes en esas 266 regiones”, refirió la Secretaría de Seguridad Pública.