COLIMA, Col., 14 de septiembre de 2021.- Para la gobernadora electa Indira Vizcaíno, desde campaña sabían que se enfrentarían a un gobierno con un gran problema financiero. “sabíamos que íbamos a encontrar un estado peor de lo que nos imaginábamos, pero esto es peor a lo que nos imaginamos en nuestros peores escenarios, sin embargo, también soy una mujer que está confiando en la sensibilidad de las y los colimenses con un profundo compromiso de meter orden al interior del gobierno estatal y de poder ir equilibrando las finanzas de Colima”.

En este contexto, ponderó la próxima gobernadora, “hoy puedo decir que solamente por encima y a lo lejos hemos identificado que recibiremos un estado con deudas por encima de los 8 mil millones de pesos, que eso es bastante significativo”.

“Entre la deuda a largo plazo, entre los créditos o los pendientes a corto plazo, en todo esto que se está dejando a deber a los trabajadores, deudas al IMSS, ISR, etc., estamos hablando de más de 8 mil millones de pesos, tal vez seguiremos encontrando más, una vez que nosotros tomemos protesta y es cuando formalmente podremos iniciar los procesos de auditoría que nos hemos comprometido con la población colimense, pero que además es una convicción propia. Tenemos que saber qué estamos recibiendo, en qué condiciones y si hay responsables de malos manejos también actuar en consecuencia”, resaltó.

Reconoció que es una situación compleja, en donde el gobierno federal ya está comprometido y está apoyando a Colima, “está ayudando ahorita con los recursos necesarios para que no se deje de pagar la nómina a las y los trabajadores, que me parece es lo fundamental y naturalmente nosotros estaremos haciendo un balance para identificar que se requiere para el cierre de año, de esta administración y qué se va a requerir en los próximos años para poder ir generando este equilibrio económico”.

“Lo cierto es que el gobierno de México está apoyando una parte con recursos extraordinarios, pero otra parte empieza a ser también con adelanto de participaciones de la administración que nosotros encabezaremos. Por eso insisto la situación económica no es sencilla, pero nosotros tenemos un gran compromiso por meter orden, por apelar a la comprensión de las y los colimenses y tomar decisiones de manera conjunta para ir generando un equilibrio financiero”, puntualizó.

Indicó que “la reducción de la estructura que nosotros estamos proponiendo para esta administración que vamos a encabezar que nos va a generar un ahorro de aproximadamente 300 millones de pesos al año. Por otra parte, un plan de austeridad en el que ya estamos trabajando, pero que terminaremos de detallar una vez que adentro ya formalmente de la administración conozcamos cada detalle de cómo funciona y que también generaremos otros ahorros con este plan de austeridad y por otra parte también tendremos que buscar cómo se generan ingresos adicionales a nuestro estado”.

Respecto al tema de salud, Indira Vizcaíno precisó que “obviamente es un tema en el que vamos a tener que prestar especial atención, es una de las cosas que se empiezan a trabajar desde el principio, porque desde ahora se tiene que hacer la proyección de las compras consolidadas en materia de salud que se harán para el próximo año, tenemos que empezar a revisar el presupuesto, pero tengo plena confianza en el que vamos a lograr hacer un trabajo coordinado con el INSABI y que vamos a contar con el gobierno de México y sobre todo que a partir del 1º de noviembre vamos a garantizar que los recursos en materia de salud en Colima se van a ejercer en forma honesta y transparente”.